Escápate Estilo de vida

Descubre el encanto del Desierto de los Leones: naturaleza, historia y gastronomía en la Ciudad de México

Descubre el encanto del Desierto de los Leones: naturaleza, historia y gastronomía en la Ciudad de México
Redacción: Amairany Ramírez

El Desierto de los Leones, ubicado en la Ciudad de México, es uno de los tesoros naturales más valiosos de la región. Este Parque Nacional no solo ofrece un refugio de paz y naturaleza, sino también una rica historia y una variedad de actividades para disfrutar. 

El Desierto de los Leones fue declarado la primera Área Natural Protegida de México y se convirtió en Parque Nacional el 27 de noviembre de 1917, durante la presidencia de Venustiano Carranza. Su historia se remonta al siglo XIV, cuando la orden religiosa de los Carmelitas Descalzos fundó un convento en este bosque, buscando un lugar aislado para meditar y hacer votos de silencio. El nombre “Desierto” se debe a su carácter de retiro espiritual, y “de los leones” podría derivar de los linces o gatos monteses que habitaban la zona, aunque también se dice que una familia de apellido León gestionó el lugar para la Corona Española. 

El Desierto de los Leones ofrece una amplia gama de actividades para los visitantes. Entre las atracciones principales se encuentran: 

– Recorridos por el Bosque: Con su niebla característica y grandes árboles, el bosque es ideal para largas caminatas y exploración. 

– Visita al Ex Convento: Además del antiguo convento, se pueden descubrir ocho ermitas escondidas en el bosque. 

– Miradores y Puntos de Descanso: Perfectos para un día de campo, con vistas impresionantes y lugares para relajarse. 

– Actividades al Aire Libre: Senderismo, ciclismo de montaña y paseos a caballo son algunas de las opciones disponibles. Una ruta popular comienza en el Ex Convento, pasa por el Cerro El Caballete y llega al Cerro de San Miguel, ambos ofreciendo vistas espectaculares. 

La zona conocida como La Venta, situada a lo largo de la calzada que lleva al Ex Convento, está llena de comercios, restaurantes y bares. En el área del monasterio carmelita, los visitantes pueden disfrutar de una variedad de restaurantes con platos deliciosos a precios accesibles, así como tiendas de artesanías y áreas de juegos para niños. 

El Desierto de los Leones es, sin duda, un lugar imprescindible para quienes buscan conectar con la naturaleza, aprender sobre la historia de México y disfrutar de una excelente oferta gastronómica. 

 

¿Te gustó nuestra nota? ¡Contáctanos y deja tu comentario! AQUÍ

Conoce nuestra red ANCOP Network AQUÍ