Seguramente en alguna red social has visto memes o post en los que hacen referencia a ejemplos de comunicaciones de mensajería instantánea en las que parecería que hay una “desconexión” entre los usuarios y sus interacciones escritas, y esto podría resultar simpático o gracioso de no ser porque en la vida real situaciones así pueden generar problemas… incluso, grandes problemas.

Una respuesta inconexa, incongruente, incoherente a un mensaje y/o que además llega “tarde”, o no llega, o resulta “frío” puede generar incomodidad, molestia o tristeza en quien lo recibe porque puede llegar a interpretarse como desinteresado, desconsiderado, descortés, poco empático o poco amable, y en casos extremos, manipulador, y es que a falta de interacción en el mundo real la interacción virtual cobra mayor relevancia.

He escuchado a algunos influencers o youtubers promover algunas “reglas” en el uso de los mensajes y mencionan cosas como que ciertos mensajes no ameritan respuesta o no se contestan de inmediato, o que el whats no debería utilizarse más que para ponerse de acuerdo y no para establecer “relaciones” a partir de las comunicaciones que se dan por este medio, sin embargo, los usuarios rompen esas “reglas” (o no las conocen) y establecen largas charlas, interacciones y vínculos de todo tipo por ese medio.

En mi opinión, creo que el asunto está en encontrar el punto cómodo de la comunicación e interacción de acuerdo a nuestras preferencias y condiciones como usuario y a la de nuestros interlocutores, que podría estar dado por el nivel de interés e importancia del vínculo con esas personas. Si nos interesa la relación necesitamos conocernos, llegar a un acuerdo y establecer nuestras reglas.

Por ejemplo, yo sé que a Fulanita no le gustan las notas de voz entonces le mando mensaje; yo sé que a Perenganita no le gusta hablar por teléfono, entonces le mando mensaje; yo sé que Zutanita no tiene tiempo para hablar por teléfono o mensajear en tiempo real pero si le mando una nota de voz la escucha mientras hace sus actividades y cuando pueda me da respuesta; yo sé que Perenganito en cierto horario tiene actividades y no puede responder de inmediato, entonces envío mensaje (o no) y estoy segura que la respuesta vendrá en el momento que pueda… Hay quien no puede ni quiere demasiados mensajes, hay quien no quiere ni puede responder de inmediato, hay quien puede tener un perfil ansioso y la falta de respuesta pueda desatar tormentas en su cabeza y en su corazón, etc.

¿Te animarías a hacer un ejercicio interesante?

Pregúntales a tus contactos (a los que te interesen por supuesto) cómo podrían mejorar su comunicación por los medios que utilizan, tal vez de manera natural ha fluido la comunicación y todo está perfecto o tal vez existan áreas de oportunidad que los hagan sentirse más felices y cómodos.

Si nuestros interlocutores nos importan no podemos pensar de ellos que son unos “intensos”, “dependientes”, desquehacerados, “sin vida” o “sin intereses propios” cuando algo en la manera de establecer comunicación a través de mensajes empieza a generar problemas, necesitamos considerar que no sólo es lo que a mí me gusta o no me gusta, porque hay un otro que está del otro lado enviando un mensaje y esperando una respuesta, que de lo que se trata es de buscar lo que funciona para esa relación, para ese vínculo.

Estar en la misma frecuencia, abiertos a ponerse de acuerdo, conocer como funciona el otro y si tiene nuestro interés darle un lugar y espacio en nuestra organización puede hacer una gran diferencia en nuestras interacciones sin importar el medio.
Establecer y acordar nuestros “patrones” de comunicación resulta útil, mejora las relaciones, refuerza los vínculos, reduce los conflictos y puede llevarnos a ser más eficientes en la expresión de nuestros deseos o necesidades, es tan simple y complejo como ponerse de acuerdo en la mejor forma de utilizar la herramienta de comunicación y considerar que no todas las personas, vínculos y situaciones requieren lo mismo.

Y tú, ¿cómo podrías mejorar tus comunicaciones?

 

Toda la información relevante la puedas encontrar en UniversoCdmx.com

¿Conoces la red ANCOP? visita AQUÍ

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.